¿Qué es la brecha digital?

La brecha digital es una separación que existe entre las personas que utilizan TIC como parte rutinaria de su vida y aquellas que no tienen acceso a las mismas y que, aunque las tengan no saben cómo utilizarlas. O sea, puede ser definida en términos de la desigualdad de posibilidades que existen para acceder a la información, al conocimiento y la educación mediante las TIC.

La reducción de la brecha económica no necesariamente reduce la disparidad socioeconómica; esta reducción impactará en el desarrollo humano siempre y cuando se incorporen a los proyectos iniciativas de educación material, intelectual y moral que aseguren su continuidad y sostenibilidad. La brecha digital impulsada por un desarrollo vertiginoso amenaza con acentuar la disparidad entre países ricos y pobres. Eso se puede visualizar en diversos factores tecnológicos, como la densidad telefónica, el número de usuarios de internet, el número de computadoras, etcétera.

Lo que se espera con la reducción de la brecha digital es el desarrollo humano, o se

a la creación de un entorno en el que las personas puedan hacer plenamente realidad sus posibilidades y vivir en forma productiva y creadora de acuerdo con sus necesidades e intereses. El modelo de café internet ha sido muy exitoso en el mundo en desarrollo porque da acceso a bajo costo en centros comunitarios públicos.

La brecha digital consta de tres etapas: la brecha económica se manifiesta en el hecho de que algunas personas no pueden comprarse una computadora. La división de usabilidad, la tecnología sigue siendo tan complicada que muchas personas no podrían usar una computadora, aunque la obtuvieran gratis. La división de empoderamiento significa que, aunque las computadoras e internet fueran extraordinariamente fáciles de usar, no todos aprovecharían al máximo las oportunidades que brinda dicha tecnología. La lucha contra la pobreza sigue siendo el principal reto de América Latina a pesar de los logros macroeconómicos, las reformas estructurales y la apertura de mercados. El 40% de la población en américa latina vive en la pobreza.

Autor entrada: Patricia Miros